Hola chicos, que sorpresa, ¿no? El jueves no hicimos el post de “Las cosas por su nombre” y el de la semana pasado no aparece en el blog. Pues por eso mismo, hoy os traigo un surprise, no son dos post en uno, en realidad este post es Las cosas por su nombre #5 pero por los problemas producidos por Blogger, el anterior post de esta sección fue borrado, pero no os preocupéis, os dejo un enlace desde donde podréis descargarlo, para no hacer este post demasiado largo.

En este enlace, podéis descargar el anterior como PDF, en le cual, hablábamos de PSN, de sus problemas y de las soluciones tomadas, y tengo que decir que no tiene desperdicio alguno, recomiendo su descarga, y ahora continuamos con Las cosas por su nombre #5, cuyo titulo será, los videojuegos basados en películas.

Sinceramente, ¿pensáis que es necesario sacar un videojuego cada vez que la Marvel hace una película de uno de sus superheroes? Pongo este ejemplo, porque es el que mas casos y peores resultados tiene.

Sinceramente, creo que esto es una tontería grandísima, que además, deteriora la fama que haya podido adquirir la película, porque en su mayoría, estos “juegos”, no es que sean malos, es que simplemente, no deberían haber existido.

Podríamos culpar directamente a Hollywood por su afán de querer sacar dinero de cualquier lado y de cualquier forma, como por ejemplo explotando las grandes nombres de manera rápida y con el menor coste posible. Dejando en estos métodos al usuario en el último lugar, sin tenerlo en cuenta, personalmente, si Hollywood me preguntara si quiero un videojuego de su último taquillazo totalmente gratis, preferiría pagarle yo lo que cuesta el juego y que me lo destruya, lo queme, lo viole en medio de un parque, lo haga pedacitos, se lo dé de comer a unos cerdos (se entiende que al animal, no a la persona). Y aún así, creo que los cerdos no serán capaces de digerir tal cosa.

Incluso echando la vista atrás, vemos que desde hace ya una eternidad, esta aberración, viene siguiendo de cerca a las películas taquilleras del momento, cuyo éxito es efímero, al igual que el de su videojuegos, ya que ninguna persona en su sano juicio se acercaría a un videojuego de Transformers 5 meses después de su estreno en los cines, ni tampoco pagaría por verla en el cine, por muy buena que este Optimus Prime en ropa interior, ni por muy espectacular que sea ver a Megan Fox transformarse en coche.

Generalmente, estos juegos suelen ser desarrollados demasiado rápidos, para encajar con el estreno de la película, con muy poco presupuesto y aún menos interés demostrable por él.

El problema de esta industria es que se toma el desarrollo de un videojuego como una herramienta de marketing mas, cuando obviamente, no es lo mismo, un videojuego debe ofrecernos y hacer que nos sumerjamos en él, mucho mas de lo que debe hacer una película. En una película te puedes sentir identificado con el protagonista guapo de turno, o no, en un juego, tienen que conseguir que tú, seas el protagonista.

Podría mencionar varios juegos, los cuales son grandes insultos para estos medios de entretenimiento, pero sería tan complejo y sinceramente, tan aburrido mencionar esas quimeras, esos monstruos, esos desastres de la naturaleza, que preferiría no hacerlo, porque en general, todos pecan de lo mismo, de lo que hemos mencionado ya,

A pesar de todo lo citado anteriormente, estos juegos suelen tener una tabla de ventas bastante aceptable, superando en gran medida los escasos gastos de producción. No tiene sentido, o quizás, tiene todo el sentido del mundo. Como siempre, podéis opinar sobre el tema.

Sobre El Autor

Escribo en blogs de tecnología desde que empece a escribir en este tipo de blogs. Soy amante de los videojuegos y de las cosas caras que no puedo comprar.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario