Tras ver este vídeo del juego no he podido imaginarme lo divertido que sería ir al Mediamarkt, por ejemplo, y que estuviese colocado para probarlo y ver a todo un centenar de compradores delante de Kinect jugando en una pose y con movimientos tan sugerentes e incitantes a la locura.

Desde luego los chicos de Tecmo Koei no han terminado de plantearse lo que van a provocar lanzando este juego al mercado, desde luego el hecho de que las empresas tengan dinero para hacer juegos como este demuestra que la crisis solo se sufre en mi casa, madre mía, mejor vean el vídeo.

Sobre El Autor

Escribo en blogs de tecnología desde que empece a escribir en este tipo de blogs. Soy amante de los videojuegos y de las cosas caras que no puedo comprar.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario